Aprende a preparar un torta negra en pocos minutos

La torta negra es famosa por estar vinculada al mes de diciembre como parte de los festejos navideños, su sabor es maravilloso, prepárela como regalo a sus familiares y allegados, o para compartir en su mesa, es una torta rellena de frutillas coloridas, y su principal secreto está en la maceración de la fruta.

Maceración de las frutas

La maceración al elaborar la torta negra consiste en remojar las frutillas en líquido, generalmente ron o cualquier otro licor para suavizar su textura y agregarle sabor. Luego debe guardarse en un frasco de vidrio y taparse muy bien. Mientras más tiempo lleven maceradas las frutas que la componen mejor será su sabor.

Algunas de las frutillas que podemos utilizar en la torta negra son: ciruelas pasas, pasitas negras, frutas confitadas, guindas, nueces o almendras.

Ingredientes de la torta

Aparte de las frutas maceradas ya mencionadas, la torta negra requiere los siguientes ingredientes:

  • 250 gramos de mantequilla.
  • 2 tazas de azúcar morena.
  • 3 tazas harina.
  • 1 cucharadita de vainilla.
  • 6 huevos.
  • 6 tabletas de chocolate negro.
  • 1 pizca de sal.
  • 21/2 cucharaditas de polvo de hornear.
  • 1/2 taza de leche.
  • 1 pizca de canela.

Preparación final

Comience batiendo la mantequilla con el azúcar hasta que tome un aspecto cremoso, agregue la vainilla, la canela, las amarillas de los huevos y guarde las claras, añada la harina alternando con la leche. Posteriormente, derrita el chocolate con un poco de mantequilla y sume a la mezcla. En un recipiente aparte coloque los 500 gramos de frutas previamente maceradas y mézclelas con un poquito de harina, esto es para que no se vayan al fondo de la torta durante la cocción.

Ahora levante las claras a punto de nieve y mezcle todo en forma circular. Vierta el contenido de la mezcla en un molde engrasado y con harina, hornee a 350º, se dará cuenta del momento exacto de cocción al introducir un tenedor y este salga limpio. Desmolde y deje enfriar, espolvoree con azúcar pulverizados y habremos terminado.

A pesar de que la torta negra está asociada a la navidad, puede realizarse en cualquier momento y su versatilidad radica en poder utilizar las frutillas que tengamos a mano, aunque es preferible utilizar frutillas confitadas si queremos darle mucho más colorido al postre. Igualmente, la maceración puede hacerse utilizando una gran variedad de licores tales como licor de cereza, ron, vino de frutas, brandy, entre otros.

En caso que desee regalarla coloque en una lata adornada o envuelva en papel celofán, ate con una cinta roja y tendrá un regalo especial para sus seres queridos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *